Home

martes, 17 de noviembre de 2009

OPTICA DEL AMOR



¿Se puede comparar el enamoramiento con la forma en que miramos a la persona amada? ¿Tienen ambos algunas características comunes?

Este es la pregunta que me planteé y a partir de la cual discurrieron las reflexiones que recogí en este poema, comparando las formas en que podemos amar con algunas enfermedades ópticas.

¿Acerté, qué pensáis?


1.
Si resulta verdad
que cuando el sabio mira
ve la sabiduría
y el necio necedad,
los ojos, más que espejos del alma,
son focos que su cualidad derraman.

Dos ojos con una visión perfecta,
derraman la belleza de su dueño,
pues nada hay que tuerza
su buen razonamiento.

si la visión no fuera pareja,
sobre sus miramientos,
demostrarían de qué pie cojea
y qué busca su dueño.

2.
Si dos ojos hacen una mirada,
que dos miradas reflejan su amor,
cosa es de geometría comparada
guardando paralela relación.

Dos líneas paralelas
en el horizonte son confluyentes,
mientras captan la esencia
de la incógnita del iris presente;
según el movimiento
que tracen las dos líneas divergentes,
es su enamoramiento.

¿Existe mayor belleza
que la de una mirada que refleja
los ojos que la contemplan,
extasiados en la común esencia?

3.
Dos miradas confluyentes
que observan el mismo objeto
y dos coronarias lentes
en un mismo sentimiento.

La mirada que se acorta
no logra ver la ilusión
y la esperanza de la otra,
en su miope frustración.

Una mirada que alarga
su hipermétrope mirar,
en atención encelada,
roba la intimidad.

Unos ojos divergentes
que buscan otro reflejo
fuera de lo sustrayente
de un estrabismo parejo.

Una mirada su ideal
persigue en distinto plano
del astígnata mirar
que su punto ha extraviado.

0 comentarios:

Publicar un comentario

COSAS DE LA VIDA ♥ Copyright © 2009
Scrapbook Mania theme designed by Simply WP and Free Bingo
Converted by Ipietoon Template